Cinco lugares que son el fin del mundo

Universiland en Viajes el 22 de diciembre de 2017

He aquí los lugares que se encuentran al límite de la tierra firme, donde más allá de ellos queda el océano, o el hielo, o simplemente nada.

Ushuaia en la punta de Argentina.

La encontramos al sur de América, abajo del todo justo donde los océanos Atlántico y Pacífico se dan la mano. Algunos reconocen el nombre por la mítica fiesta de Ibiza pero el verdadero Ushuaia es la capital de la ciudad argentina Tierra de Fuego. Es literalmente el lugar más cercano a la helada Antártida y está rodeada de picos nevados, bosques, lagos, islotes y el espectacular Canal de Beagle.

Ciudad del Cabo al sur de África.

También conocida como Cape Town es el motor económico de Sudáfrica. Desde el Monte Mesa a 1.086 metro de altura se puede apreciar la ciudad y alrededores. Aquí se juntan el océano Atlántico con el Índico y lo más especial del lugar es la mezcla de vida salvaje con el entramado urbano.

La isla Stewart al extremo de Nueva Zelanda.

Podría tratarse perfectamente de la isla de Lost porque está prácticamente perdida en el punto más austral del globo. Se trata de una isla casi salvaje al sureste de Australia. En ella hay una gran cantidad de aves exóticas y playas solitarias y el impresionante Parque Nacional de Rakiura que rebosa de bosques exuberantes.

Longyearbyen, al extremo norte.

Se trata de una isla en el Oceáno Glacial Ártico en la que sus dos mil habitantes hacen vida normal en un lugar que pocas veces supera los cero grados. Más arriba, está la gran masa de hielo del Polo Norte y nada más.

Vladivostok, ciudad olvidada.

Por su emplazamiento geográfico no se puede decir que esté en el “fin” del mundo porque se encuentra a 130 kilómetros de Corea del Norte y tras el mar emerge Japón. Pero se puede considerar a Vladivostok como una de las ciudades límite por sus largos inviernos y sus densas nieblas que cubren la cadena montañosa. Ejerce de páramo olvidado.

También te puede interesar

Comentarios